Cuban agriculture
We run various sites in defense of human rights and need support in paying for servers. Thank you.
Translate
EnglishFrenchGermanItalianPortugueseRussianSpanish
Recent Comments

Los créditos de valores de la oposición no radican en el tiempo que han sostenido tal posición

“Los créditos de valores de la oposición no radican en el tiempo que han
sostenido tal posición”
noviembre 13, 2014 3:12 am·

Entrevista con Héctor Maseda Gutiérrez

Héctor Maseda Gutiérrez, ex prisionero de los 75, presidente del Partido
Liberales de Cuba, de reciente constitución, concedió a Primavera
Digital la oportunidad no de entrevistarlo, sino más bien tener un
intercambio de criterios sobre asuntos de la actualidad política nacional.

Osmar Laffita Rojas (OLR): El liberalismo en Cuba estuvo representado
por varios partidos y movimientos. ¿Qué factores hicieron posible la
constitución exitosa del Partido Liberales de Cuba (PLC)?

Héctor Maseda Gutiérrez (HMG): La constitución exitosa del Partido
Liberales de Cuba (PLC) en agosto de 2014, fue posible gracias al
trabajo serio, sistemático y profundo desarrollado por los integrantes
de los partidos y movimientos que formaron la Convergencia Liberal
Cubana (CLC); unidad integrada por cubanos probados debido a su
capacidad, honestidad, laboriosidad, dedicación y disciplina, ajenos a
falsos y dañinos protagonismos y liderazgos, deformaciones ideológicas y
ambiciones personales.

OLR: En el escenario político cubano existe un debate entre la oposición
histórica y la llamada disidencia leal. Sobre este candente y
definitorio asunto, ¿cuál es la valoración y postura de la dirección del
Partido Liberales de Cuba?

HMG: La apreciación a la cual Ud. se refiere dentro del escenario
político no es la existente entre la oposición histórica y la llamada
disidencia leal; al menos para los liberales del nuevo PLC.

Para nosotros los créditos de valores de la oposición política en Cuba
no radican en el tiempo que han sostenido tal posición cívica y
política; sino en el altruismo patriótico y desinterés personal
demostrado por muchos opositores a lo largo de más de medio siglo de
enfrentamientos con las autoridades gubernamentales totalitarias cubanas
en condiciones adversas.

Pudiera precisarse, además, que esta ha sido, y es, una lucha
extremadamente dilatada en el tiempo, lo que ha traído como
consecuencia, afectaciones a toda la ciudadanía, no sólo a los
militantes antigubernamentales, en mayor o menor grado.

Dilatación que permite hoy hacer la clasificación de histórica. La
mencionada como disidencia leal, considero que surge desde diversas
apreciaciones y debates que se han originado en sectores dentro del país
que en honor a la verdad y a pesar de sus planteamientos, no se
identifican de forma directa como opositores al gobierno.

Para los dirigentes y miembros del nuevo PLC, entre los cuales me
incluyo, es necesario que dejemos clara públicamente, nuestra posición y
valoraciones ante todos los actores socio-políticos, tanto dentro de
Cuba como entre los hermanos en el exilio. Lo cierto es que nuestra
organización política liberal solamente reconoce el trabajo sistemático,
efectivo o no, que se realiza dentro de la sociedad civil en aras de la
justicia y el bienestar común de todos sin exclusión.

Nuestro objetivo final: tener en el futuro una Cuba democrática e
independiente. Son estas y no otras nuestras aspiraciones
socio-políticas. Y por supuesto que observamos el debido respeto a la
diversidad de pensamiento y acción de cualquier disidencia, siempre que
los objetivos perseguidos sean los de lograr la unidad y sus actos e
intenciones demuestren, sin género de dudas, que conforman grupos de
verdaderos opositores políticos.

O.L.R: En diversos círculos del exilio histórico y de organizaciones de
la oposición interna se habló que de confirmarse su salida al exilio, se
plantearía un nuevo reordenamiento en la dirección de los liberales, con
el posicionamiento de nuevas figuras. ¿Qué hay de cierto o de infundado
en estos comentarios?

H.M.G: Debo iniciar mi respuesta calificando la pregunta de pobre, por
ocasional y especulativa, lo que me permite dudar de su importancia.
Mucho respeto le profeso al exilio histórico y a la oposición política
interna para atribuirles semejantes preocupaciones.

Pero sí puedo asegurarles que la solidez que posee la actual directiva
del nuevo PLC jamás podrá ser afectada en el supuesto de que algunos de
sus integrantes causaran ausencias por diversos motivos de cualquier
naturaleza.

Por último, pudiera asegurar por consultas que realicé posteriormente,
que fui el único de los 75 prisioneros de la Primavera Negra que aún
estábamos en prisión en febrero de 2011, a quien en tres ocasiones,
telefónicamente, Su Eminencia el Cardenal Jaime Ortega Alamino, conminó
a irse del país, a España, primero, luego me propuso hacerlo a los
EE.UU. vía México y; por último, directamente a los EE.UU.

En las tres oportunidades, aún entre rejas, me negué a abandonar Cuba.
No realizaba en ese entonces lo que actualmente desempeño, pero el honor
personal, la responsabilidad política, el desinterés y amor a la patria,
me marcó el camino a seguir y proceder de ese modo. Posición que en la
actualidad mantengo. Por supuesto que como liberal que soy, puedo
agregar que esta actitud la he asumido por decisión propia y la
mantengo, a pesar de que reconozco en mi conciencia los derechos y
libertades individuales que asisten a mi persona.

O.L.R: ¿Cómo explicaría la actual crisis de la economía cubana y cuáles
serían las propuestas de los liberales para solucionarla?
H.M.G: El Liberalismo es un sistema filosófico, económico y político que
defiende, promueve y hace suyas las libertades políticas y civiles y se
opone a cualquier manifestación de despotismo, apelando a los principios
republicanos.

Es la corriente filosófica en la que se fundamentan la democracia
representativa; el Estado de Derecho; el reconocimiento de que todas las
personas son iguales ante la ley; promueve la libertad económica;
permite el desarrollo natural de la Economía de Mercado, el ascenso
progresivo y sostenible de la sociedad; al igual que defiende el
establecimiento de la división de los poderes Ejecutivo, Legislativo y
Judicial y su mutua supervisión y control; entre otras proyecciones no
menos importantes.

Considero que mi respuesta está implícita en los principios que recogen
los documentos del PLC que presido y en otros textos de nuestra
organización política que personalmente he rubricado: declaraciones,
manifiestos, artículos y ensayos periodísticos; así como en los temas
que frecuentemente analizo y expongo en el boletín y otros medios de
divulgación masiva que posee el Centro de Estudios Socio-Económicos y
Democráticos (CESED) con el cual colabora el Partido Liberales de Cuba
que presido.

Debo recordar que el principio fundamental del Liberalismo se fundamenta
como expuse antes, en el disfrute de las libertades individuales
contempladas por leyes vigentes en los países democráticos, tanto para
expresar sus opiniones como para desarrollar sus capacidades creativas,
empleadas como un poderoso motor decisivo para el desarrollo de la
sociedad y, por supuesto, observando en todo momento la responsabilidad
ciudadana. Las libertades son propias del individuo, pero éste está
obligado a ejercerlas con responsabilidad, sin afectar los derechos y
libertades de sus semejantes.

Es muy significativo que en la crisis permanente económica y social en
que vive el país -actualmente insostenible- inciden directamente esas
faltas de libertades ciudadanas individuales y creativas ya mencionadas,
unidas a la supeditación del comercio, los negocios, la industria y la
agricultura no a las leyes económicas y los mecanismos del mercado como
lo exige el sentido común; sino a una ideología política, absurda,
obsoleta e insostenible, divorciada de la realidad que existe
universalmente. Esta es, concretamente, la explicación de la existencia
de la crisis económica y social permanente en Cuba.

Ante esta situación, nuestro PLC procura, con sus limitados medios,
mostrar esa realidad a todos los ciudadanos, indicando simultáneamente
cuál es el camino loable y transitable hacia el desarrollo de la
justicia y el bienestar espiritual, psíquico y material de la población.

O.L.R: Han transcurrido cinco años desde que el actual gobierno comenzó
con la actualización del modelo económico que tiene como soporte los 301
lineamientos económicos aprobados en el VI Congreso del Partido
Comunista. ¿Comparten Ud. y la dirección de su partido la afirmación de
que la economía cubana se encuentra en un proceso de reforma?

H.M.G: En el PLC somos de la opinión que todo lo establecido está sujeto
a transformaciones y que el desarrollo se sustenta en los cambios y su
actualización, debido a las situaciones que dinámicamente evolucionan en
el tiempo. La situación se reduce a su esencia filosófica: Toda causa
provoca un efecto, y este efecto se convierte en causa de otros efectos
posteriores y así sucesivamente. Si no se actúa en consonancia con esta
realidad se pierde el sentido entre lo que debe ser y no es, debido
fundamentalmente, al inmovilismo gubernamental.

El hombre, como tal, es el resultado consciente de una identidad
reformada por etapas. Algo distinto acontece en las sociedades cuando se
enfrentan, conscientemente, a las realidades y buscan por medio de los
cambios, resultados positivos, estables y duraderos.

En el caso de Cuba, el término utilizado por el gobierno son las
“reformas”. Cuando las analizamos, apreciamos que las mismas se dirigen
simultáneamente en dos direcciones diferentes pero que, al final, se
acoplan y responderán en interés de quienes nos gobiernan. Una de estas
direcciones irá en busca de algunos resultados económicos, pero
condicionada por la otra que, con sus limitaciones, asegura mantener,
mediante el control, el poder absoluto gubernamental. Y, de ese modo,
niega, como sistema político totalitario que es, las plenas libertades y
derechos individuales, el comercio y los negocios privados,
fundamentales para alcanzar el desarrollo y el bienestar social.

O.L.R: Conoce Ud. del cisma ocurrido en el movimiento Damas de Blanco y
la determinación del Centro Internacional Demócrata Cristiano de Suecia
de cerrar la página digital “Primavera de Cuba”. ¿Cómo valora el Partido
Liberales de Cuba tales acontecimientos y qué postura han asumido ante
tales hechos?

(H.M.G: En mi opinión, lo más importante sobre las Damas de Blanco es lo
que han representado y representan por el método empleado de
desobediencia cívica pacífica enarbolando sus reclamos y denuncias. De
ahí el ganado prestigio nacional e internacional que mantienen a partir
de la figura y el respeto de su fallecida líder, Laura Inés Pollán Toledo.

El valor y la importancia de dicho movimiento y el prestigio que con
mucho sacrificio han alcanzado es respetado en casi todas las latitudes
geográficas del planeta. Es importante que no admitan afectaciones por
lo que ocurra ocasionalmente en el ámbito interno de su organización.

Es justo reconocer las condiciones extremas en que desarrollan sus
actividades contestatarias y los métodos violentos, inhumanos y
degradantes que sufren en sus enfrentamientos con la policía política.
Las fuerzas represivas emplean contra ellas variados métodos y costosos
medios para crear conflictos internos, primero para dividirlas e
intentar, finalmente, su atomización definitiva.
Respecto a la revista digital “Primavera de Cuba”, en realidad no domino
todos los detalles que dieron lugar a la aparición de opiniones
encontradas entre promotores y periodistas que culminaron en la ruptura.
Apoyamos cualquier tipo de ayuda que se le preste a toda publicación y a
sus respectivos equipos de trabajo por el papel que desempeñan en dar a
conocer la realidad de Cuba. Pero por principios éticos, me inclino a
defender la autonomía de los criterios y opiniones emitidos por los
periodistas en cualquier medio donde se expresen, siempre que éstos
respondan rigurosamente a la realidad.

OLR: Mi agradecimiento a nombre de todo el equipo de Primavera Digital.
Sus respuestas superaron con creces las expectativas que teníamos. Las
ideas expuestas han servido para aclarar ciertas dudas y conocer
directamente de usted la estrategia, los compromisos y tareas en que
está enfrascado el Partido de los Liberales Cubanos en estos momentos de
definiciones. Les deseo a usted y a los liberales cubanos los mayores
éxitos en su labor para que Cuba sea una república “con todos y para el
bien de todos”.

Para Cuba actualidad: origenesmadiba@gmail.com

Source: “Los créditos de valores de la oposición no radican en el tiempo
que han sostenido tal posición” | Primavera Digital –
http://primaveradigital.net/los-creditos-de-valores-de-la-oposicion-no-radican-en-el-tiempo-que-han-sostenido-tal-posicion/

Tags: , , , , , , , , ,

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Calendar
November 2014
M T W T F S S
« Oct   Dec »
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
Archives