Cuban agriculture
We run various sites in defense of human rights and need support in paying for servers. Thank you.
Translate
EnglishFrenchGermanItalianPortugueseRussianSpanish
Recent Comments

La isla ilusoria y su economía

La isla ilusoria y su economía
La decepción y la precariedad han provocado en la mayoría de los cubanos
desdén hacia el ilusionismo de las autoridades. Los trabajadores no
tienen motivación porque los salarios son muy bajos, y están atados a
los dictados del gobierno
viernes, diciembre 12, 2014 | Miriam Leiva

LA HABANA, Cuba -Cuba fue un país de utopías e ilusiones hace 55-40
años. Actualmente es un país ilusorio. La decepción y la precariedad han
provocado en la mayoría de los cubanos desdén hacia el ilusionismo de
las autoridades. Ahora se tratar de descifrar como se alcanzará más de
un 4,0% de crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) en 2015, si no
ha sido posible alcanzar el 2,2% previsto, sino supuestamente un 1,3% en
2014. Año tras año se incumple el crecimiento planificado, a pesar de la
“actualización del modelo económico” implantada en 2011. En 2013, el
incremento del PIB había sido de 2,7%, inferior al 3,6% programado.

En 2012, se anunció un crecimiento del PIB del 3,1%, por debajo del 3,4%
planeado; una cifra poco sustentable, si se tiene en cuenta que el
gobierno informó un aumento del 2,1% en el primer semestre, cuando por
las características de la economía cubana se ejecutan las principales
actividades productivas y de servicios: temporada alta del turismo,
zafras azucarera y tabacalera, recogida de las principales cosechas de
viandas y hortalizas; una parte del año con tiempo relativamente menos
lluvioso, favorable a las actividades de la construcción y la minería, y
usualmente los cubanos no toman vacaciones. Además, en el segundo
semestre, a finales de octubre, azotó el huracán Sandy en el oriente de
la Isla con una inmensa devastación en las provincias de Santiago de
Cuba y Holguín, que con su producción niquelífera y agrícola tenía un
peso importante en la formación del PIB nacional.

En 2011, el PIB creció en 2,7%, inferior al 3,1% originalmente previsto
en el Plan, según informó el ministro de Economía y Planificación, Adel
Yzquierdo, en la sesión de la Asamblea Nacional del Poder Popular
efectuada el 23 de diciembre. Ese crecimiento situaba a Cuba en el
penúltimo lugar en América Latina. Solo por encima de El Salvador, que
sufrió inundaciones causantes de enormes pérdidas económicas, mientras
en la isla el año fue muy benigno, incluso con regímenes de lluvia
favorables en la mayor parte de su territorio en el primer semestre,
cuando se planteó que la economía únicamente creció 1,9%. Por ello
resalta el auge productivo necesario en el segundo semestre para haber
podido alcanzar el 2,7% de incremento anunciado en el año.

En el primer semestre de 2014, el PIB creció 0,6%, informó Adel
Yzquierdo, en la reunión del Consejo de Ministros del 21 de junio. La
previsión era un incremento del PIB del 1,4% al cierre del año, frente
al 2,2% del Plan, para lo cual dijo que se requería un mayor dinamismo
de la economía en el segundo semestre, pues existió una desaceleración
superior a la esperada, pero no un decrecimiento. El presidente Raúl
Castro manifestó que la economía “aun cuando crece, no lo hace al ritmo
necesario”, según publicó el semanario Trabajadores el 23 de junio.

Al cierre de 2014, el estimado de crecimiento del PIB es de 1,3%,
informó Marino Murillo, vicepresidente del gobierno y ministro de
Economía, en la sesión del Consejo de Ministros del 28 de noviembre,
debido fundamentalmente a incumplimientos de la industria azucarera y
manufacturera. Al presentar el Plan de 2015, manifestó que “se proyecta
un incremento del PIB ligeramente superior al 4,0%, con lo cual se
revierten las moderadas tasas anteriores y la tendencia a la
desaceleración de los últimos años”. Está dirigido, en lo fundamental, a
potenciar al máximo las reservas internas de eficiencia; a orientar los
recursos hacia la reanimación de sectores fundamentales como la
industria manufacturera; al crecimiento de las inversiones, encaminado
sobre todo a la actividad productiva y de infraestructura; y a mantener
los servicios sociales básicos en niveles similares a los últimos años”,
según el periódico Granma del 1 de diciembre. Expresó que los mayores
resultados estarán en la industria manufacturera, la construcción, el
comercio, la agricultura, la ganadería y la silvicultura.

Sin embargo, el vicepresidente no mencionó de donde se sacará el dinero
para las inversiones, que debería llegar en miles de millones de dólares
del capital extranjero para revertir el proceso de descapitalización
existente desde 1990 y promover el desarrollo. En cuanto a la reserva de
eficiencia, realmente es un gran optimismo, pues en el mejor de los
mundos posibles, el socialismo caribeño ha dado demasiadas muestras de
ineficiencia. Las auditorias y las investigaciones con el apresamiento y
cambio de dirigentes por corrupción no resuelven automáticamente los
hábitos acendrados por el sistema. Los sustitutos están lastrados por
las mismas deformaciones y procuran asegurarse en poco tiempo medios de
vida antes del retiro con pensiones de miseria. Mientras, los
trabajadores no tienen motivación porque los salarios son muy bajos, y
están atados a los dictados del gobierno y los sindicatos.

Muy improbable resulta que en la Sesión de la Asamblea Nacional del
Poder Popular el 19 de diciembre se tengan argumentos convincentes.

Source: La isla ilusoria y su economía | Cubanet –
http://www.cubanet.org/opiniones/la-isla-ilusoria-y-su-economia/

Tags: , , , ,

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Calendar
December 2014
M T W T F S S
« Nov   Jan »
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
293031  
Archives